Putumayo Protegido Por La Espiritualidad De La Selva

Google

Por Silvio López Fajardo. “El último de los Mocoas”

https://www.inspirulina.com/wp-content/uploads/burbuja53.jpg

Muchas personas me han realizado lo siguiente pegunta, ¿Por qué hasta hora el Putumayo no tiene el corona virus? , tal vez tú te has preguntado lo mismo. Bueno empecemos a manifestar que somos bendecidos, teniendo en cuenta que aun honramos aun lo sagrado. Aunque la palabra sagrada ingreso por el vocabulario español, podría decir mejor que honramos nuestra identidad de selva, ennoblecemos su misterio y sus milagros.

Mi vida ahora la estoy concentrando a sanarme y ayudar a sanar, este despertar me ha permito tener una experiencia única, propia de mi cuerpo y mi espíritu, propia del sentir de mi corazón y de pensamientos que se hilan desde la razón, donde prefiero ahora escuchar más a mi  corazón, que los pensamientos e inteligencia cerebral, ya que esta ha sido contaminada por la pandemia del ego, fundamentada en los miedos cultivados por la  mala educación y el sistema capitalista, que como podemos darnos cuenta vale más el dinero que la misma vida, esto nos ha enseñado esta cuarentena mundial, en la que existen muchas dudas de la verdad, unos dicen que este virus ha sido creado, otros que es de origen natural. Mientras parece ser que el propósito final de la misma se ha logrado  mantener con miedo a la sociedad   o  se ha conseguido que tengamos muchos en el mundo un retiro espiritual con el cosmos.

Una de las afirmaciones en las que considero por que el Putumayo está libre de la pandemia, es su nombre “Putumayo” al que hemos honrado, siendo originario de nuestros ancestros, territorio que tiene su propósito. Mantener los nombres sagrados de los territorios ha permitido que nuestra identidad aún concentre una vida espiritual  salvaje, de todo ser viviente que habita este territorio. Los que hemos recorrido la profundidad la selva, sabemos que en ella habitan grandes espíritus poderosos a los que debemos reconocer su existencia, aun los abuelos invisibles dicen que al Putumayo llego Jesucristo, a quien se le cayó un cabello y  que de ahí nació el “Yagé”.

Publimayo

También Mocoa, conserva su nombre ancestral, en el que  en una ceremonia de Tabaco,  llegó a mi corazón el mensaje del significado de Mocoa,  y he considerado que su nombre tiene un  propósito de todos los que vivimos en estos territorio deberíamos honrarlo, Mocoa significa “Gente que cuida los sagrado”, y en una lucha popular en Mocoa, muchos y muchas putumayenses  aun  un extranjero descalzo y desconocido no ayudo a proteger la Plaza Mayor de Mocoa, hoy mal llamado parque General Santander, es aquí donde existe algo sagrado y peligroso que se encuentra en sus profundidades. ¡Bonito  y sagrado sería recuperar el nombre ancestral del parque de Mocoa!

El parque de los Mocoas, debe ser protegido por las próximas generaciones, es de saber metros abajo, en las profundidades hay una energía cósmica, activa que no debe descubrirse o destaparse, ya que de ella depende muchos portales del universo, y es por ahí donde muchas tribus viajaron a otros planetas, como la tribu de los Mocoas, es de saber que por esta energía que se encuentra en la plaza mayor estamos protegidos, sólo debemos sentirla en nuestro corazón y conectarnos, de esa energía nace la sabiduría, el respeto, el amor y la identidad como centro cósmico, de esta forma los y las invito realizar ceremonias de ofrenda en las que pueden ser cantos o bailes, con su sahumerio, entre otras iniciativas que se pueden realizar con respeto en el parque de Mocoa, es rescatar que lo que por costumbre los nativos Mocoas realizaban a la energía sanadora de luz que se encuentra en el parque.

Sabemos también nuestros nativos y lugareños conservan algunos rituales importantes para el mundo, donde han logrado sanarse y sanar muchas personas que llegan de muchos países, donde el Yagé o Ayahuasca se ha convertido un elemental espiritual de interés mundial,  asimismo hay ceremonias de Tabaco – Ambil, Coca – Mambe, de Tambor entre otras, se hacen muchas ofrendas a los ríos, al fuego, asimismo las religiones han aportado al despertar espiritual desde su conocimiento al que también reconocemos desde nuestro amor, sus avances en busca de Dios y todos estamos por el mismo y único camino. ¡La salvación! Eso es lo que dicen…

Es de saber, que en la actualidad se ha abusado de las plantas nativas, se ha puesto en riesgo nuestra identidad, pero a pesar de todo lo que pasa gracias a esos elementales sagrados de estas plantas el Putumayo está protegido, creo que todos los días en alguna parte del Putumayo, se está realizando aun este momento una ceremonia para sanar. Ahora invito a todas las personas que estamos en el despertar  y los que no están a impulsar ofrendas para alegrar a los espíritus de la selva y a la pachamanca para que continúe protegiéndonos del coronavirus, energía que también debemos tratarla con respeto, amor y no con miedo.

En esta aparte voy a dar un aporte de protección espiritual, desde nuestro corazón y mente imaginemos en el tiempo de un minuto la creación de una burbuja de oro, en la cual está protegido nuestro cuerpo,  burbuja de color oro,  a esta burbuja entran las buenas energía y repelen las malas, como el virus amoroso. Esta pequeña ceremonia la realizamos  en las mañanas, asimismo podemos crear una burbuja de protección  de nuestra casa, de tu municipio y del Putumayo. Entre más burbujas de oro de protección de nuestro territorio sagrado estar con mayor protección, de esta manera aunque el virus llegue seguiremos en el despertar espiritual, confiando en la protección de los y las abuelas nativas de la selva, a quienes agradecemos por su abundancia y protección.

Otra medida de contención y protección de nuestro territorio es realizar ceremonias de Tabaco, Yagé  y Mambe. En referencia al Tabaco es importante ofrendar el humo para que los espíritus de nuestro territorio cojan fuerza, para continúen protegiéndonos como seres humanos espirituales o de luz, asimismo tengan continúen con la misión de proteger al Putumayo como Territorio Sagrado.

Para realizar este tipo de ofrendas se debe pedir permiso a los ancestros de nuestro territorio, al Abuelo Tabaco, asimismo buscar la protección de la ofrenda o tabaquito, con el propósito de que no tengamos el riesgo de que espíritus oscuros puedan destruirnos. Se ofrenda y se sopla el humo en las 4 orientaciones geográficas, lo ideal es que no se apague el tabaquito o charuto, asimismo podemos compartirlo con las personas que están presentes, si son mujeres, ellas deben estar protegidas con chumbe o faja, la que se colocan en la parte del ombligo.

De esta forma podemos muchos  y muchas putumayenses iniciar un proceso sagrado de protección de nuestro territorio de selva, donde tendremos apoyo espiritual de los espíritus poderosos de la selva. Muchas personas lamentablemente aun usado el tabaco para realizar el mal o lo que le llaman hechicería, cuestión que pone en riesgo la protección del territorio y la supervivencia del guía espiritual o de su su familia, donde podrías tener una muerte espiritual, más grave que la muerte de esta vida. 

Para terminar la ceremonia la cual la podemos realizar a cualquier hora, en esencia en el momento que nos nazca, debemos cerrar la ceremonia agradeciendo al espacio o lugar, a los espíritus y a las personas presentes y al final recomiendo tomar un vaso de agua, el cual debe rezarle en armonía de los ángeles del universo, de ahí para delante lo que ha bien te nazca de tu sagrado corazón pensando en el territorio de tu familia, el territorio cuerpo y corazón, en el territorio del Putumayo  o Mocoa, villagarzon, Guzmán….y en esencia en el universo de la nada, el cual tiene un fin y un inicio.

Estos posturas, son muy personales, las cuales invito de manera respetuosa a abrir tu mente  y tu espíritu para que puedas buscar las diferentes respuesta a lo desconocido y entender que los milagros existen a medida que puedas despertar en tu conciencia a la verdadera realidad  y darte la oportunidad de poder servir a la humanidad.

Estamos llamados a resguardar desde el espíritu  nuestro universo, somos “GENTE QUE CUIDA LOS SAGRADO” lo que involucra a los 4 elementales de la vida, agua, fuego, aire y tierra, lo que nos permiten ser o no ser.

De esta manera, todos podemos construir un mundos diferentes desde la honestidad de nuestro corazón, espacio más sagrado de la luz de nuestro universo, definiendo de esta manera que mi pensamiento o postura no siempre pueda que tenga la razón, pero creo que hasta ahora nadie sabe cuál es nuestra verdadera misión  de vida en este universo y que hay más allá de la muerte, pero con lo que tenemos podemos ser seres que estamos en continuo despertar y conocimiento, y tú no puedes quedarte con lo que otras personas han tratado de enseñarte.

Te invito desde tu fe a que construyas tus  propias posturas, donde el único o única convencida de lo que haces eres tú y nadie más que tú , teniendo en cuenta de  que lo que haces y buscas es lo correcto, por ahora lo único real es que seamos en esta corta vida felices, no debe haber tiempo para estar tristes y el amor que le conectemos al territorio sagrado del Putumayo, será la mejor medicina universal del universo, será nuestra mayor protección en este tiempo de pandemia, el verdadero amor todo lo puede y lo importante es que esta en cada uno de los que habitamos el Putumayo, esperanza de un  “río de un nuevo amanecer”.

Así el destino es sabio, sabe bien el propósito de este virusunchi, nos ha permitido tallar en nuestro camino de vida una gran lección, donde la calma es la mejor compañía, estamos en las benditas manos de Dios, de la nada y la luz universal. ¡Esta Hecho! Padre y madre del universo cuídanos a cada ser del universo y te pido por amor que cuides a cada personita que vive en Colombia y el Putumayo, territorio sagrado de la selva y sin duda ninguna, el Putumayo está protegido del corona virus por los espíritus de la selva. “simplemente acércate a ellos, que ellos ya millones de años están ya con nosotros”

Bacata, 11 de abril de 2020

Google