Exploración offshore entrará en ‘pausa’ en 2018, dice la ACP

Google

Un estudio de la Asociación Colombiana de Petróleo (ACP) sobre tendencias de inversión en el sector indica que la actividad exploratoria costa afuera (offshore) entrará “en pausa” en 2018 y que la mayor inversión exploratoria se concentrará en tierra firme.

De acuerdo con el estudio, las inversiones en offshore ascenderían a unos USD40 millones, los que se destinarán principalmente en estudios y análisis de la información exploratoria obtenida en los últimos dos años. Esto implica que las inversiones disminuirán en un 92% en comparación con 2017.

En cuanto a las inversiones para el próximo año, en exploración y producción, se proyecta que se estén en un rango entre los USD4.500 millones y USD4.900 millones, lo que representaría un crecimiento entre 30% y 45% frente a lo invertido en 2017.

La proyección basa en la expectativa de que el precio del crudo de referencia Brent se mantenga por encima de USD50 dólares por barril en el próximo año.

Publimayo

El estudio de la ACP se basa en una encuesta realizada con presidentes y altos directivos de compañías del sector, que representan 89% de la producción de petróleo y gas y 80% de la actividad exploratoria en el país.

Los resultados señalan que en 2018 se destinarán entre USD3.500 millones y USD3.800 millones, para proyectos de producción, con un incremento cercano al 60%  con respecto a lo registrado este año.

Sin embargo, el pronóstico de producción del sector se mantiene entre 860.000 y 880.000 barriles promedio diarios. Esto se explica porque la mayor parte de la inversión está orientada a sostener los niveles de extracción actuales y contrarrestar la declinación natural de los campos maduros, que representan cerca del 80% de la producción.

En materia de exploración, las inversiones mantendrán niveles similares a los de 2017, es decir unos USD1.100, de los cuales USD130 millones estarán destinados específicamente a proyectos de gas. Se prevé una mayor actividad exploratoria en cuencas como las del Putumayo y la del valle inferior del Magdalena.

Al gremio le preocupan las bajas inversiones en sísmica, pues se proyecta la ejecución de unos 3.000 kilómetros de sísmica equivalente, lo que si bien significa un aumento frente a 2017, “es un nivel muy bajo con relación a lo que requiere el país en materia de exploración”.

“Las cifras proyectadas de inversión son una noticia positiva, en especial después de dos años consecutivos de desaceleración en la inversión en el sector de hidrocarburos. Sin embargo, no podemos cantar victoria ni descuidar el entorno operacional para la industria, del cual dependerá buena parte de la ejecución presupuestal del próximo año”, aseguró el presidente ejecutivo de la ACP, Francisco Lloreda.

Recordó que las inversiones realizadas en este año estuvieron en el orden de los USD3.400 millones, de los cuales USD2.300 millones se destinaron a proyectos de producción y USD1.100 millones a iniciativas exploratorias. El presupuesto ejecutado  aumentó 65% frente al de 2016, pero fue menor en USD1.000 millones al programado inicialmente.

Los empresarios consultados coincidieron en que en Colombia hay oportunidades de negocio y señalan que aunque hubo mejoras en materia de orden público, cada vez se hace más difícil operar en el país debido al deterioro de la percepción en los aspectos sociales y la estabilidad en las reglas de juego.

A las empresas también le preocupan las presiones para contratación local y los procesos ambientales, que son complejos, lo que lleva a que el 60% de los encuestados ve riesgo de que se disminuyan o aplacen sus inversiones, especialmente en materia exploratoria.

Fuente : ElHeraldo

Google