Así se moderniza la infraestructura de los aeropuertos chicos del país

Google
Aeropuerto 3 de Mayo - Puerto Asís. Foto : Aerocivil
Aeropuerto 3 de Mayo – Puerto Asís. Foto : Aerocivil

ElTiempo – Ninguna aerolínea comercial vuela a Capurganá desde hace cuatro años. Suspendieron los viajes porque la pista del aeropuerto Narcisa Navas, de ese municipio chocoano, parecía una calle barrial llena de huecos. Por estos baches –como dicen los pilotos–, las llantas de los aviones se pinchaban con frecuencia.

Los tripulantes temían, además, que en el aterrizaje o despegue alguna piedra suelta en tan mal ‘camino’ se levantara peligrosamente y pegara contra el ala o el motor del avión. Los únicos que siguieron arriesgándose a usar esta vía destapada fueron los vuelos chárter. (Lea: ‘Concesionarios tendrán que responder por fallas a usuarios’: director de Aerocivil)

Pero ese panorama ha comenzado a cambiar. La Aeronáutica Civil avanza en la reconstrucción de los 900 metros que tiene la pista, la calle de rodaje y la plataforma. Los trabajos están por terminar. Incluso, desde el pasado 2 de enero aeronaves carretean por el pavimento mejorado.

El aeropuerto de Capurganá forma parte del grupo de los 16 terminales aéreos regionales o comunitarios que la Aerocivil entregará este año renovados con obras, especialmente en pistas y calles de rodaje, informó el director de la entidad, Gustavo Alberto Lenis. (Además: Estudian anillo vial de accesos para Bogotá)

Publimayo

Los otros 15 aeródromos que se ‘reestrenarán’ en el presente año son los de Bahía Solano (Chocó), Puerto Leguízamo y Puerto Asís (Putumayo), Sogamoso (Boyacá), Mitú (Vaupés), Villavicencio (Meta), Guaymaral (Bogotá), San Vicente del Caguán y Florencia (Caquetá), Tame y Arauca (Arauca), Puerto Inírida (Guainía), Puerto Carreño (Vichada), San José del Guaviare (Guaviare) y Trinidad (Casanare).

Son infraestructuras medianas o pequeñas que la Aerocivil comenzó a intervenir hace un año, con trabajos de mantenimiento, reconstrucción o ampliación de pistas y plataformas, calles de rodaje, zonas de seguridad, algunos también con la remodelación de las torres de control y dotación de equipos aeronáuticos.

En este plan de modernización de la infraestructura aeroportuaria del país, que ha impulsado desde la Vicepresidencia su titular, Germán Vargas Lleras, la Aeronáutica Civil invertirá en estos dos años casi un billón de pesos. En el 2015, destinó 500.270 millones de pesos y este año proyecta otros 428.348 millones.

El plan del Gobierno nacional es invertir 2,8 billones de pesos en el cuatrienio, no solo en los aeropuertos regionales a cargo de la Aerocivil, sino también en los terminales de las grandes ciudades, en los 16 aeropuertos concesionados por la Agencia Nacional de Infraestructura (ANI). Esta entidad ya ha ejecutado y contratado obras, hasta el momento, por 2,2 billones de pesos.

En estos últimos se incluyen la transformación y ampliación del aeropuerto El Dorado, donde la Aerocivil igualmente construye la nueva torre de control, las calles de rodaje y el Centro de Gestión Aeronáutico de Colombia.

Obras vitales

“Estamos interviniendo en aeropuertos grandes y pequeños, con dos tipos de obras, unas de mantenimiento, que iniciamos en el 2015 y terminamos este año. En otros, son modernizaciones y construcciones de nuevos aeropuertos como los de Leticia, Ibagué, Pasto y Yopal”, dijo Lenis.

El mejoramiento de la infraestructura aeroportuaria regional resulta vital en las zonas apartadas, para tener conectividad con el centro del país, impulsar el turismo y el desarrollo local.

Es el caso de Capurganá, que al no tener vuelos comerciales quedó aislada con sus cerca de 3.700 habitantes, y pocos turistas están llegando para disfrutar de sus playas y selva.

Para Raúl Peña, presidente de la Junta de Acción Comunal de Capurganá, y quien administra el aeropuerto local construido por la comunidad, después de tener este municipio 20 vuelos diarios y comerciales pasó a registrar apenas un promedio de cuatro, con un máximo de 19 pasajeros cada uno.

“Quedamos prácticamente desconectados del país y padeciendo el bajón del turismo, fuente importante de ingresos del municipio. Porque para llegar aquí no se puede por tierra. No hay carretera. Se llega solo por lancha o avión”, agregó.

Condiciones similares en la pista presentaba el aeródromo de San José del Guaviare.

“Tenía hundimientos y partes de pavimento sueltos. Había presencia de rocas que podían generar el levantamiento de las capas de la pista y ocasionar daños a las aeronaves”, contó un piloto profesional que ha viajado al lugar. Aquí también la Aerocivil viene arreglando la pista, las calles de rodaje y la plataforma.

Este terminal aéreo, junto con los de Capurganá, Sogamoso, Bahía Solano y Puerto Leguízamo, figuran entre los primeros cuyas reformas finalizarán en marzo.

Las terminales nuevas

Pero la transformación de la infraestructura se extiende a 51 aeropuertos del país.

Este año avanzarán obras en otros terminales aéreos regionales como los de Nuquí y Guapi (contratadas al finalizar el 2015), San Andrés y Providencia, y en ciudades más grandes como Cúcuta (donde se nivelan las franjas de seguridad y construyen pistas de aterrizaje) y Bucaramanga (le están ampliando la cabecera de la pista y la plataforma e interviniendo en los drenajes de las zonas de seguridad y modernizarán la torre de control).

Estos dos últimos aeropuertos se esperan certificar este año con el de Pereira, afirmó Lenis.

Para el 2017 se prevé que terminen las obras y queden como aeropuertos nuevos los de Leticia, Ibagué, Yopal y Pasto.

La recuperación de los terminales aéreos mejorará la competitividad y aumentará la movilización de pasajeros por esta vía, en un país que ocupa en América Latina el tercer lugar en el número de pasajeros movilizados. Y crece cada año.

Mientras entre enero y noviembre del 2014 los usuarios fueron 28’045.228, en el 2015 ascendieron a 30’944.721, con un incremento del 10,3 por ciento, según estadísticas de la Aeronáutica Civil. Indica que en el 2015 se pasará la barrera de los 31 millones de pasajeros, dada la demanda de fin de año.

Y esa cifra seguirá incrementándose con las obras de transformación en la infraestructura de los aeropuertos grandes y pequeños del país. Como el de Capurganá, que estaba prácticamente cerrado para el país. Ahora revivirá con las nuevas obras.

Diez terminales aéreos estratégicos

Para que el turismo regrese a Capurganá

En el aeropuerto Narcisa Navas de este municipio del Chocó se invertirán $ 2.779 millones en pavimentación de la pista de 900 m, calles de rodaje y plataforma, para reactivar vuelos y turismo.

Buscan más vuelos a San José del Guaviare

Cerca de $ 4.099 millones vale ampliar la pista de 1.500 metros de largo, que pasará de tener 20 m de ancho a 26 m, mejorar la plataforma y las calles de rodaje, para que más aerolíneas lleguen al lugar.

Pista más grande en Puerto Inírida

Aquí se amplían la plataforma de viraje en la cabecera y la pista de 1.930 metros, para que lleguen aviones con alta capacidad de pasajeros. En el terminal instalarán equipos modernos de aeronavegación.

Turismo y seguridad, en Puerto Carreño

En el terminal aéreo Germán Olano de esta capital del Vichada se adecúan la pista, cerramientos y zonas de seguridad para aumentar transporte de pasajeros y de carga a esta región fronteriza.

Pista de 1.500 m, en Puerto Leguízamo

En el aeródromo Caucaya, de Puerto Leguízamo, invertirán $ 3.697 millones para mejorar el terminal, ampliar la pista a 1.500 m, calles de rodaje y plataforma. Estas obras terminarán en marzo.

Aguachica, conexión de norte y suroriente

En el terminal Hacaritama de esta población trabajan en la pista, nivelación de franjas de seguridad, plataforma y drenajes para transportar más carga y turistas hacia este punto de conexión aérea.

Terminal de Bahía Solano, listo en marzo

Con los arreglos de la pista, calles de rodaje y plataforma se aspira a que el aeródromo José Celestino Mutis de Bahía Solano reciba más vuelos y turistas. Hoy mueve 1.500 pasajeros en promedio al mes.

Yopal tendrá un aeropuerto nuevo

Una torre de control de 36 m de altura, terminal para pasajeros de 8.000 m2 de área, plataforma para grandes aviones tendrá el aeropuerto Alcaraván de esta ciudad, que estará listo en enero del 2017.

Leticia quedará con terminal internacional

El aeropuerto Alfredo Vásquez Cobo, de esta ciudad, tendrá una transformación, con la nueva construcción que allí se levanta y en la que Aerocivil invertirá $ 142.643 millones. La obra terminará en el 2017.

San Andrés, con obra en pista y plataforma

En este terminal Gustavo Rojas Pinilla comenzaron a reconstruir la pista que tenía un grave problema en el pavimento. Mejorarán la plataforma. Los trabajos costarán $ 56.461 millones.

EL TIEMPO
gomluc@hotmail.com

http://www.eltiempo.com/economia/sectores/mejoras-en-aeropuertos-pequeos-de-colombia/16496845

Google

Los comentarios están cerrados.