Indi y Killa, los Oseznos de Anteojos remitidos para rehabilitación

Síguenos / Me Gusta :

10384203_816926858359597_6875291907156335799_nCorpoamazonia

A las 6:30 de la mañana del 12 de noviembre, salieron desde Mocoa hacia Puerto Asís en Putumayo y de ahí en vuelo chárter a la ciudad de Bogotá, los dos Oseznos Andinos o de Anteojos que fueron entregados a CORPOAMAZONIA el pasado 5 de octubre, con el apoyo de la Policía Ambiental y la colaboración de la comunidad de un sector rural del municipio de Mocoa. Con el equipo de control y vigilancia de fauna silvestre, se adelanta la investigación y monitoreo en la zona para establecer las circunstancias del hallazgo.

Como informó la Corporación hace unos días, estas crías macho y hembra, fueron recibidas y atendidas con protocolos médico veterinarios, biológicos, medidas de bioseguridad, restricción de acceso al público y dieta especializada en el Centro de Recepción y Recuperación de Animales Silvestres. Desde su ingreso hace más de un mes han ganado 950 gramos de peso. Indi y Killa, llegaron a Bogotá estables y sin inconvenientes durante el viaje por vía aérea, que tuvo acompañamiento de la médica veterinaria, Paula Patiño Escobar, para hacer monitoreo constante y manejo estricto de la temperatura.

1017547_816927435026206_9065028737954023066_nEn Bogotá, los recibieron representantes de la Fundación Bio-Andina, quienes disponen de amplia experiencia en la rehabilitación de esta especie en el país. Serán llevados inicialmente a Mesitas del Colegio, Cundinamarca, para proceso de aclimatación y luego a Guasca, Cundinamarca.

Publimayo

El Director General de CORPOAMAZONIA, William Mauricio Rengifo Velasco, comentó que se adelanta el Plan de Conservación de Oso Andino (Tremarctos ornatus) y Danta de Montaña (Tapirus pinchaque), en los municipios de Mocoa, Villagarzón y San Francisco en Putumayo, gracias a la alianza con WWF y la Empresa de Energía de Bogotá, y al valioso papel de los monitores ambientales elegidos por sus comunidades, para participar de actividades de capacitación; labores de seguimiento, manejo de equipos, identificación de indicios, huellas y rastros y sobre todo a su apropiación como protectores de estos y otros animales silvestres. Agregó, que se espera luego del proceso de rehabilitación que puede durar aproximadamente 18 meses, reintegrar a estos dos oseznos a su hábitat natural.

Destacar el manejo realizado con los especímenes y el apoyo de la empresa privada, en este caso de Amerisur Exploración Colombia, como una acción de responsabilidad ambiental conjunta para la conservación de esta importante especie sombrilla, porque de su protección dependen muchas otras especies y ecosistemas de la región del Piedemonte Andino-Amazónico.

Fuente: Dirección General

Google

Síguenos / Me Gusta :
Twitter
Visit Us
Follow Me