Un encuentro con el Río

Google

 

el rio

Por : Guido Revelo

Hay un día en el año, comenzando cada año, en que la ciudad de Puerto Asís en el Putumayo queda totalmente desocupada. Por sus calles generalmente atestadas de gente, motos y carros, a partir del mediodía parece una ciudad fantasma: unas pocas motos, unos contados carros, unas personas que parecen deambular sin rumbo se mueven como se vería en una toma panorámica hecha en cámara lenta.

Publimayo

el dia anteriorEl día anterior los talleres monta llantas han tenido un día ajetreado, los hoteles han llenado sus cupos disponibles y en los sitios públicos como bares y restaurantes la gente ha mirado rostros que no le son muy familiares: son visitantes. Un paseo que realizo en la tarde del día anterior me indica que la mayoría de los visitantes de los monta llantas existentes en la ciudad, más de 20, es gente joven, muchas parejas seguramente novios o enamorados que no quieren tener contratiempos al día siguiente acuden a ellos para revisar y de pronto parchar su neumático. Se los ve alegres y contagian felicidad.

De Puerto Asís al Ferry - Punto de Partida
Camino a la Playa

Quienes viven en el Putumayo ya seguramente estarán adivinando que estamos hablando del día 2 y 3 de enero de cada año. Cuando hablamos del día 2 nos referimos al día anterior. El propio día es el 3 de enero. Ese día, como atraídos por un imán, la gente se convoca en el río Putumayo en una cita que lleva más de 30 años. Porqué lo hace? Es preciso decir en primera instancia que los ríos en estos territorios antecedieron a las carreteras como vías fundamentales de comunicación. En general la amazonia es sinónimo no sólo de selva sino de ríos, unos más grandes otros más pequeños, pero sin discusión son el cuerpo y el alma de todos los pueblos que sobre esta gran región se han asentado.

Ni uno solo de sus habitantes podría concebir la vida sin su río: le provee agua, diversión, comunicación, alimento, y le estructura la dimensión cosmológica y espiritual de su vida. Podríamos preguntarnos qué sería de estos pueblos sin leyendas construidas a partir del bufeo o de los tantos espíritus que lo habitan? O qué sería de nuestro río sin la carga histórica por haber sido escenario de una guerra con otro país y cuyas epopeyas algunos ancianos aún evocan? Sería un río vacío, sin contenido, sería un río sin historia.

El río Putumayo a diferencia de otros en el país es el único que vincula a Colombia con 3 países vecinos, Ecuador Perú y Brasil (3 países, 3 de enero, estamos signados por el 3 ) y antes de entregar sus aguas al gran Amazonas ha recorrido cerca de 2,000 kilómetros a lo largo de los cuales están vivas 9 lenguas conocidas: kamtsá, inga, kofán, siona, quichua, murui, ticuna, español y portugués. Ricas culturas ancestrales se extienden desde su nacimiento a su final y en este largo recorrido es necesario adelantar la identificación y el rescate de muchas manifestaciones culturales que están en inminente riesgo.

Sobre sus riberas se asientan tres (otra vez 3) ciudades importantes en la banda colombiana: Puerto Caicedo, Puerto Asís y Puerto Leguízamo. El de la mitad , Puerto Asís, es el más populoso del departamento con casi 80,000 habitantes y es quien tomó la iniciativa de rendirle un homenaje a su vía fluvial y al contenido cultural, paisajístico, ancestral e histórico que el río abriga y para ello los porteños tomaron simbólicamente un corto trayecto que fluye sobre su jurisdicción; sus habitantes escogieron el día 3 de enero de cada año como una fecha para rendirle tributo y lo hacen, ya lo decía, citándose a partir de las 9 de la mañana de cada año en un lugar que se conoce como “el ferry”, río Putumayo aguas arriba, por carretera asfaltada a unos 15 kilómetros de Puerto Asís, cercano a la inspección de policía Santana, sobre la vía que lleva a Orito.

en el rioEste día miles y miles de personas llegan con sus neumáticos inflados a la orilla del río Putumayo para compartir en familia, o en “combos” de amigos, y empiezan a disfrutar un recorrido de 40 kilómetros que al ritmo de la corriente del río los llevará después de 6-7 horas hasta el puerto de Hong Kong a 3 kilómetros de Puerto Asís. Tiempo más que suficiente para charlar sobre su río que en este transecto toma los nombres de Naequingofa para los cofanes o Gagtuyá para los sionas que habitaron la zona.

¿Cómo comenzó esto? Nadie pone en tela de juicio que el evento nació de la mano de grupos de estudiantes de los colegios de Puerto Asís quienes hace unos 30 años aprovechando su período de vacaciones se desplazaban hasta “el ferry”, se tiraban al río en sus neumáticos y compartían sus meriendas, jugaban, se bañaban, conversaban…Mucha gente hoy en día se disputa el honor de haberle dado inicio formal a esta festividad, pero debemos ser honestos al decir que todos ellos contribuyeron y aportaron para que la festividad sea lo que es hoy, única en su género en el Putumayo, la fiesta más concurrida que se realiza en el Departamento. Una fiesta en el río.

Si hubiera necesidad de resaltar el papel de un personaje en todos estos años justo sería reconocerle a Iván Barrera Jurado su empeño, liderazgo y empuje porque hizo que el evento no muriera cuando tuvo sus altibajos. Solamente su persistencia sacó adelante este tributo al río Putumayo cuando atravesaba la mala.

Reinas de Pueblo Pueblo
Reinas de Pueblo Pueblo

La festividad tiene unos componentes anexos bastantes singulares pues como parte de ella se desarrolla un reinado popular de la simpatía y en la noche gracias al entusiasmo de la señora Marleny Narváez , (una monteriana enamorada del Putumayo) en el tradicional parque del Barrio Kennedy se realiza un concurso ecológico. Al final de la noche en el parque central se corona a la Reina del Río. ¿Qué es lo singular de estos reinados? La participación es de reinas que representan los barrios más populares de Puerto Asís: Simón Bolívar, Villa Paz, Allende, Metropolitano, 3 de Mayo, El Recreo, El Carmen, Américas, Obrero Primera Etapa y Obrero Segunda Etapa entre otros, que encarnan no solamente a dichos barrios sino a familias sencillas para quienes el río es la única fuente de diversión familiar cada fin de semana, son las familias que aún acostumbran el “paseo de olla” a las playas del río Putumayo.

Me atrevo a afirmar que es el reinado más auténtico de la región, son verdaderas reinas populares no sólo por su belleza y simpatía sino por su procedencia social.

Final de recorrido, llegada de los participantes a Hong -Kong
Final de recorrido, llegada de los participantes a Hong -Kong

Como sucede con todas las manifestaciones culturales y sociales, algunas cosas van cambiando con el transcurrir del tiempo: desde hace unos años la administración municipal apoya generosamente con el traslado de la gente desde Puerto Asís hasta el ferry. La Corporación Autónoma Regional del Sur de la Amazonia (Corpoamazonia) engalana y acompaña a los participantes en el recorrido con su vistosa aula flotante Anaconda pregonando el cuidado del río. La Policía Nacional y el Ejército garantizan el orden público en la zona.

Pero nada es perfecto: en una decisión que seguramente los asisenses no compartimos pero respetamos, la máxima autoridad cultural del país representada por el Ministerio de Cultura, decidió conceptuar que esta fiesta tradicional en la que los habitantes desocupan todo un pueblo para encontrarse con su río por un día, no tiene componentes culturales o históricos que lo validen como patrimonio, valorando eso si la parte recreativa. Lo anterior me llevó a realizar un debate entre mis estudiantes de etnoeducación de la Universidad Pontificia Bolivariana acerca de la decisión tomada por la oficina de patrimonio cultural del Ministerio del ramo. Me permito transcribir algunos conceptos – los más respetuosos-:

Estudiante 1 : Debe ser que como esto no tiene dueños sino que es una fiesta que es del pueblo, la hizo la gente, entonces no es importante para ellos.

Estudiante 2: Ya creo entender qué pasa: como las reinas no son de clase alta sino de nuestros barrios mas pobres, eso no les interesa mucho.

Estudiante 3: Yo creo que como esta fiesta es de alegría pero sin trago y sin borrachos como es el 6 de Enero entonces eso es lo que falta para que la apoyen!

Estudiante 4 : Yo pienso que como es la fiesta más sana de todas , la más familiar, donde nunca se ha presentado la primera riña, nunca ha habido una sola pelea en 30 años, eso es lo que falta, que se den peleas y asonadas como pasó en Mocoa un día de los negritos. Verán que ahí si apoya el gobierno…

Estudiante 5: Yo creo adivinar qué es lo que pasa: es que realmente esta fiesta no es una regata como la han venido llamando. Considero que está mal denominada la fiesta, esto no es una regata, es un verdadero ENCUENTRO CON EL RIO, cambiémosle el nombrecito sin cambiarle el espíritu de la fiesta y verá que ahí si…

Estudiante 6: Para no alargarnos saben qué? Lo que pasa es que los doctores de Bogotá nunca van a vivir cerca de un río, me dicen que el río Bogotá es un basurero, y por eso no van a saber lo que significa nuestra fiesta! , lo que significa nuestro ENCUENTRO CON EL RIO ! con nuestro río Putumayo.

Es posible que algunos de ellos tengan razón pero realmente esta fiesta para poder describirla hay que vivirla. La única vez que me he alegrado con el infortunio ajeno fue cuando hace unos años a la Directora de Fomento Regional de Mincultura (me enteré que ya no trabaja allí), el vuelo que debía llevarla a Bogotá no llegó y estuvo obligada por las circunstancias a quedarse por coincidencia un 3 de enero.

Pudo saber qué representa esto para la gente asisense y para sorpresa nuestra, más adelante, en una plenaria en el marco de las mesas regionales de cultura del sur del país realizadas en San Agustín (Huila) hacia el años 2012, muy espontáneamente se refirió a esta fiesta como modelo de manifestación cultural en la amazonia colombiana. Infidente, agregó algo más: perdonó un cambio temporal de destinación a algún presupuesto porque según ella entendió que no podía obrar de otra forma frente a la apropiación de la gente por su fiesta y al apuro que pasaba el alcalde del momento.

Como sea, seguiremos disfrutando de este encuentro con el río Putumayo mientras él exista. Larga vida para el río Putumayo !.

Guido Revelo Calderón
Puerto Asís, Putumayo, Abril 3 de 2014
Presidente Consejo Departamental Patrimonio Cultural Putumayo
Docente Módulo Etnología Universidad Pontificia Bolivariana-Convenio IMA-UPB Putumayo
Fotografias de Elver Moreno, Carlos Calderón y Guido Revelo 
Google