Soldando sueños

Google

130923 senaSENA Putumayo

Es medio día y la jornada académica de Yamith Briñez Alarcón y sus compañeros ha terminado. Él es uno de los 32 aprendices seleccionados para hacer parte del curso de formación técnica en Soldadura que oferta el SENA a través de una alianza con Ecotransvías en el corredor vial Puerto Vega – Teteyé, que alberga 64 veredas y ocho resguardos indígenas en Putumayo.

Yamith nunca imaginó que su sueño de acceder a la formación en soldadura, podía materializarlo en su vereda debido a que es zona rural y aunque es concurrida por las petroleras por estar cerca a varios pozos, en el lugar no contaban con la infraestructura necesaria para tal propósito.

Yo soy del Caquetá, llegué hasta aquí en busca de oportunidades laborales y había dejado ese sueño a un lado; mi satisfacción fue enorme cuando nos dijeron que podíamos hacer parte del grupo de personas que recibirían capacitación en esta área gracias al convenio con el Centro Agroforestal y Acuícola Arapaima del SENA”, explicó Yamith.

Publimayo

El convenio permite no sólo que los jóvenes se capaciten sino que también puedan vincularse laboralmente una vez culmine el proceso de formación. “Ecotransvías, a través de su compromiso social, realizó inversión en maquinaria para que los aprendices tuvieran acceso a las herramientas y nosotros nos encargamos del proceso de formación”, señaló Milton Hernando Pérez Ordóñez, director de la Regional Putumayo.

130923 sena 4Ya han transcurrido más de dos meses desde que inició el curso. Yamith ha tenido la oportunidad de combinar la teoría y la práctica haciendo uso de algunas técnicas de soldadura y construyendo diferentes  piezas metálicas básicas. “Con el grupo se han hecho varias actividades en campo, estuvimos soldando algunos puntos del bongo, que es el vehículo fluvial mediante el cual se hace el transporte de carrotanques y demás vehículos desde Puerto Asís hasta Puerto Vega”, afirmó el aprendiz. Según él, cada clase le permite integrarse con sus compañeros y fortalecer sus destrezas.

Sin embargo, esta no es la única salida de campo que han adelantado los jóvenes del Técnico en Soldadura; también han estado en el Centro Docente Rural del sector contribuyendo al mejoramiento de la malla que cubre la institución. “Ver que nuestro trabajo permite mejorar las condiciones de vida de los niños de nuestro corregimiento es maravilloso y así como podemos impactar en sus vidas, lo podemos hacer en las empresas que prestan sus servicios en esta zona del país”, señaló Yamith.

Estos jóvenes ahora sólo esperan iniciar el proceso de conformación de sus unidades productivas para que además de vincularse laboralmente también puedan hacer en sus ratos libres algunas labores que les permitan generar ingresos para el sustento de sus familias.

Google