Educadores, protagonistas de sus regiones.

Google

La posibilidad que los colombianos accedan a un beneficio a través de un subsidio del gobierno no es la solución a los problemas de los ciudadanos.La labor que desde la educación logren los maestros y educadores, quienes son los verdaderas estrellas del sector, esta determinada en la capacidad de aplicar lo que sabe para transformar el pensamiento y de esa manera impulsar los mecanismos de cambio que están contemplados en los planes de desarrollo en cada región y municipio, donde sus verdaderas aplicaciones de inversión le permitan cambiar la calidad de vida a nuestros campesinos y ciudadanos.

Nubia Esperanza Castro, Vicerrectora Nacional del Programa a Distancia de la Fundación Universitaria Los Libertadores, comentó tras la ceremonia de graduación de Especialistas en Didáctica del Arte el pasado sábado en Puerto Asís y dijo que un maestro justo aporta con su aptitud a realizar su trabajo con responsabilidad, y hacer personas que vean con realidad sus acciones, capaces de reconocer sus errores y asumir que quienes los orientan hacen su trabajo con equidad.

Además expresó que el papel del maestro en Colombia ha estado por debajo de su nivel, que se ha había ganado durante la historia, desde la época de los virreyes, y siempre fue visto como un apóstol, respetado y considerado importante, pero no se le reconoce su labor profesional como en otras ocupaciones.

El profesor siempre estuvo en la lista de quienes decidían en los pueblos y en grupo con el alcalde, el cura o el juez, orientaban los destinos de sus regiones. Eso se perdió y hoy esta llamado a recobrar esa posición, a través de la participación en la conformación de los planes desarrollo, desde su papel de conocedor de la problemática de sus comunidades y como líder de ella.

Publimayo

La institución ha formalizado a cerca de 16 mil educadores en diversas áreas del saber y hace presencia en más de 400 regiones apartadas del país.

Google