Día de velitas: Por qué se celebra y qué significado tiene esta tradición

Caracol – La celebración se realiza cada 7 de diciembre, los hogares aprovechan para iluminar las calles con velas y agradecer los buenos momentos

La temporada de fin de año y navidad traen consigo multitud de fiestas, las familias colombianas aprovechan de estas festividades para viajar y compartir con los seres queridos. Las velitas son una de las celebraciones más populares del año, cada 7 de diciembre las familias encienden varios cirios para pedir por sus allegados y hacer peticiones para el año nuevo. Pero aunque es bastante tradicional pocas personas saben a que se debe esta tradición.

La noche de la velitas en Colombia se celebra durante la noche del 7 de diciembre, mientras que en otros países se realiza en la madrugada del 8 diciembre. Durante esta noche las personas aprovechan para iluminar las calles con velas o faroles y reunirse entre familia para compartir esta celebración tan esperada.

Cuál es el origen y el significado de esta celebración

El día de las velitas es propio de una costumbre católica que se remonta a la proclamación de la Inmaculada Concepción hecha por el papa Pío IX. El pontífice declaró en 1854 que el 8 de diciembre había sido el día en el que María concibió a Jesús por obra del Espíritu Santo. Este día se convertiría, para lo creyentes en uno de los más importantes, tal es el punto que este día ha sido considerado como festivo en algunos países, como es el caso de Colombia.

Debido a la importancia de la Virgen María para la religión católica los feligreses conmemoran esta fecha como la anunciación del ángel Gabriel sobre quien sería la madre del mesías. Pese a que la veracidad de este hecho se ha puesto en duda por mucho tiempo, incluso desde el momento en el que fue declarada la fiesta por el papa Pío IX, los creyentes salieron a demostrar su apoyo a esta fecha encendiendo velas y antorchas desde el 7 de diciembre.

Desde entonces, cada año, la religión católica ha conmemorado este día encendiendo velas y faroles rindiendo homenaje a la Virgen María. Pese a que surgió de una celebración católica, el día de las velitas ha sido adoptado por muchos hogares independientemente de que no compartan este credo. Para muchos estas celebración es la fecha ideal para agradecer por los buenos momentos del año que termina y para pedir los deseos y las peticiones para el año nuevo.