Proyectos REDD+ protegerían 1,2 millones de hectáreas de bosque en riesgo de deforestación

Agronegocios – El impacto de los proyectos que WWC lleva a cabo tendrán un impacto directo positivo en más de 13.000 familias localizadas en Vaupés, Putumayo y Chocó

Caño Azul – Vaupes. Foto WWC

Wildlife Works (WWC) anunció la construcción de acuerdos con comunidades de pueblos oriundos de tierras amazónicas y del pacífico colombiano, para conformar cinco proyectos Redd+ y evitar la emisión de 2,5 millones de toneladas de CO2 por año, producto de la deforestación y degradación de los bosques.

Estos proyectos buscan proteger cerca de 1,2 millones de hectáreas y cuentan con una inversión de casi US$5 millones.

El desarrollo de los mismos y la venta de bonos de carbono que se fundamentan en mantener el bosque en pie, tiene como objetivo crear una economía sostenible para las comunidades locales.

“Como aliados de las comunidades en sus proyectos Redd+, operamos los aspectos clave del proyecto de reducción de emisiones para ayudar a garantizar el éxito de las «cosechas» de carbono. Esto incluye, entre otros, el monitoreo del carbono, los bosques y la biodiversidad, la socialización continua del proyecto Redd+, el trabajo de Medición, Reporte y Verificación sobre el terreno, y el manejo de los reportes técnicos periódicos y las auditorías”, explicó Lider Sucre, director regional para Latinoamérica de la organización.

El impacto de los proyectos que WWC lleva a cabo tendrán un impacto directo positivo en más de 13.000 familias localizadas en Vaupés, Putumayo y Chocó.

“Estos proyectos REDD+ actúan desde el territorio y generan resultados como la mejora en la vigilancia de los bosques, fomentar la amplia participación y mejor gobernanza de la propia comunidad, y el manejo responsable de las inversiones que la propia comunidad decide y dirige. Así, poco a poco, y gracias a los recursos de la venta de carbono, las comunidades van dando pasos hacia alcanzar su propia visión de futuro en armonía con la naturaleza, a través de inversiones en emprendimientos alternativos, en salud, en educación, en su propio fortalecimiento cultural”, agregó sucre.

Aunque Colombia tiene 52% de su superficie continental cubierta de bosques naturales, las estadísticas del Ideam muestran que se perdieron entre 2014 y 2020 cerca de un millón de hectáreas de bosques, equivalente a 20 veces el tamaño de Bogotá.

“Redd+ permite a las comunidades dueñas de los bosques generar recursos económicos, a través de sus activos forestales y de biodiversidad, ya sean gobiernos, comunidades, propietarios colectivos o particulares”, concluyó.