Ejército Nacional propina gran golpe a la Estructura 48 en Puerto Asís, Putumayo

Las Fuerzas Militares y la Fiscalía General de la Nación, llevaron a cabo una operación militar que permitió la incautación de material de guerra, explosivos e intendencia.

En desarrollo de operaciones militares conjuntas, coordinadas e interinstitucionales con la Armada Nacional, la Fuerza Aérea Colombiana, La Policía Nacional y la Fiscalía General de la Nación, realizadas en las veredas Angosturas y la Cocha del municipio de Puerto Asís, departamento del Putumayo, se logró propinar un fuerte golpe a las finanzas del grupo armado organizado residual Estructura 48, autodenominados Comandos de Frontera.

El primer resultado se logró con la ubicación de un centro de acopio para insumos ubicado en la vereda La Cocha, del municipio de Puerto Asís, Putumayo, que contenía 14 canecas con 770 galones de acetona, la cual tendría un valor aproximado de $160.000.000; es de anotar que, dentro de la producción ilegal, la sustancia incautada da como resultado la producción de 800 kilos de clorhidrato de cocaína de alta pureza.

De igual manera, en la vereda Angosturas del mismo municipio, fue ubicado un depósito ilegal con abundante material de guerra y explosivos, dentro de los cuales se encontraron: 20 proveedores para fusil calibre 5.56 mm, 42 sistemas de activación para minas, 4 medios de lanzamientos y 3 cilindros; además de material de intendencia como: 61 toldillos, 6 equipos de campaña, 2 parrillas para equipos, 96 cintelas, 5 sudaderas, toallas, pañoletas y ponchos. Así mismo, fue hallado material de comunicaciones tales como: cables de cargadores para radios, 90 baterías y 10.000 cartillas alusivas al GAO-r Estructura 48.

De igual manera, en esta misma vereda fue hallado un centro de acopio de combustible con ocho canecas que contenían 440 galones de gasolina.

Con estos resultados la Fuerza Pública y la Fiscalía, lograron afectar la comisión de finanzas del grupo armado organizado residual Estructura 48 de las disidencias de las FARC, en cerca de mil millones de pesos, así mismo, mitigan posibles daños ambientales causados por la manipulación de los insumos utilizados para el procesamiento de pasta base de coca.