Icono del sitio MiPutumayo.com.co

Putumayo renace: con más de $6.900 millones invertidos en proyectos productivos, los restituidos de esta región ven el futuro con esperanza.

Síguenos / Me Gusta :
Publimayo

El Placer – Valle del Guamuez, 24 de abril de 2021 (@URestitucion). Esta región de frontera y selva sí que ha padecido los embates de la violencia. El Placer, además, vivió una terrible masacre que está consignada en los anales trágicos de la historia de Colombia. Territorio de bonanzas durante todo el siglo XX –de caucho y maderas–; el Putumayo también fue el refugio de grupos armados ilegales por décadas, que intimidaron, asesinaron y desplazaron a miles de campesinos por la siembra de cultivos de uso ilícito, que desde hace muy poco han podido volver a sus tierras gracias a la Ley de Víctimas y Restitución de Tierras.

Hoy la Unidad de Restitución de Tierras ocupa un lugar protagónico en ese bienestar, al haber puesto en marcha 246 proyectos productivos, la mayoría de ellos en el bajo Putumayo. Esto es contribución en la transformación de su territorio.

En su visita para revisar los avances de los proyectos, el director de la Unidad de Restitución de Tierras, Andrés Castro, explicó que las tres principales líneas productivas corresponden a ganadería, que representa el 38,6% de los proyectos, seguido de la pimienta con un 30,4% y la porcicultura con un 15,4%. Además, 155 proyectos corresponden a beneficiarios que ya han ejecutado la totalidad de los recursos que les otorgó su sentencia restitutiva y, además, han pasado por dos años de acompañamiento técnico que les ha dado las herramientas necesarias para continuar por su cuenta.

En el Putumayo se han invertido más de $2.700 en ganadería, $1.900 millones en pimienta, $1.200 en porcicultura, $325 millones en piscicultura, $300 millones en avicultura y $143 millones en palmitos, entre otros, para un total de más de $6.900 millones para el desarrollo y la transformación de su territorio. Los beneficiarios del Putumayo provienen de Orito, Puerto Caicedo, San Miguel, Valle del Guamuez, Santiago, San Francisco, Mocoa y Villa Garzón.

Google AdSense

Las experiencias que se visitaron fueron las de José Miseno (palmitos), Abraham Quenguan (pimienta) y Luz Dary Torres (ganadería), que tienen en común no sólo el haber sido víctimas de la violencia, sino también, el ser ejemplo de resiliencia y transformación ante la comunidad. Sus proyectos productivos familiares son muestra de su decisión de construir un legado en paz para ellos y para sus seres queridos.

Ejemplo de esta transformación es el proceso de siembra de pimienta como sustitución de los cultivos de uso ilícito, principalmente en el Valle del Guamuez; una muestra de cómo se cambia el estigma de un departamento con un producto de excelsa calidad hoy valorado en el resto de Colombia y en el exterior: 75 beneficiarios de restitución se dedican a este cultivo. Con este producto están llegando a las mesas más exigentes de los cocineros del mundo.

Este desarrollo se hace en el marco de la estrategia de Redes Locales de Integración Productiva, que en su tercera etapa evolucionó al proyecto de “Transformación territorial: resiliencia y sostenibilidad”, que es una realidad gracias a la cooperación sueca y a la organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO) y que ahora contempla temáticas de gestión del riesgo y seguridad alimentaria con familias restituidas y no restituidas, y que espera atender a 2.700 familias en todo el país.

Google
Síguenos / Me Gusta :
Salir de la versión móvil