Tres defensores de Derechos Humanos del Putumayo en la mira de los violentos

Google

Fuente : LBM / Colprensa

“El viacrucis que viven Yuri Quintero, Yule Anzueta y Wilmer Madroñero, por ser coordinadores de los derechos humanos y motivar el programa PNIS”

Yuri Quintero/Archivo personal

En un inminente riesgo se encuentra la vida de estos tres líderes sociales, defensores de los Derechos Humanos y activistas dos de ellos de Marcha Patriótica, y uno del partido Verde y actual diputado del Putumayo.

Mediante un comunicado a la opinión publica La Red de DDHH del Putumayo, Piamonte – Cauca y Cofanía Jardines de Sucumbíos, Ipiales – Nariño, proceso integrante de la Coordinación Social y Política Marcha Patriótica, denuncia a la opinión pública nacional e internacional la grave situación de riesgo y presunta inminencia de sufrir atentados contra sus vidas, de Yury Sirleny Quintero, Wilmar Madroñero y Yule Anzueta, reconocidos y prestigiosos líderes sociales y políticos del departamento del Putumayo.

Publimayo
En la foto. Wilmer Madroñero/COLPRENSA

Según lo denunciado existe un plan de hacerle un atentado y un montaje judicial a Wilmar Madroñero Velasco y  a la exdiputada Yuri Quintero. Esta información fue discrecionalmente informada con algunos mandos de Fuerza Pública y funcionarios de entidades de Estado como la Procuraduría y frente a ella no se emitió denuncia alguna, como medida de autoprotección que no aumentara su riesgo.

El 22 de marzo de 2020, una lideresa social del departamento de Putumayo, recibió una llamada donde le decían: “Dígale a Yuri (Quintero) y a Yule (Anzueta) que por acá (San Miguel, Putumayo) hay la orden de ´tumbarlos´ (asesinarlos) a los dos”.

El 25 de marzo de 2020, vía WhatsApp le informan a Wilmar Madroñero, qué en zona rural del municipio de San Miguel, Putumayo se ha manifestado con mucha seguridad por parte de los actores armados que allí ejercen control territorial, que “hay que voltear (asesinar) a Yule Anzueta y Yuri Quintero”. Esta manifestación la habría dado un integrante de un grupo armado ilegal, delante de población civil que reconoce ampliamente a juntos líderes sociales y políticos del Putumayo.

En la foto: Diputado Yule Anzueta/COLPRENSA

El 27 de marzo de 2020, estos hechos antes mencionados fueron puestos en conocimiento de entidades de Estado de manera discrecional con el objetivo de que se activaran de manera discreta medidas tendientes a preservar sus vidas, sin que ellas implicaran un nuevo riesgo para Yuri Quintero, Yule Anzueta y Wilmar Madroñero. Sin embargo, a la hora de emisión de esta denuncia, no habían sido atendidas de manera efectiva por las entidades correspondientes la información que se les aportó.

La UNP, hasta el momento no ha adoptado medidas de protección contra los tres líderes a pesar que dos de ellos tienen un esquema bajo de seguridad.

El 8 de abril de 2020, en horas de la noche una nueva fuente informó a Yuri Quintero: “¿Cómo le va compañera? Mucho cuidado que quieren hacerle daño a usted por haber denunciado el asesinato de Marco Rivadeneira, entonces esta gente quiere desquitarse con usted. Dijeron que todo el que hable mal de la organización es enemigo de ellos… tenga mucho cuidado, póngase en la juega… estos manes no respetan a nadie”.

En la actualidad Quintero, no tiene medida de protección alguna en su favor, habiendo sido víctima desde el año 2018 de amenazas y atentados contra su vida, que incluyeron el hurto de la motocicleta en la cual se desplazaba.

Wilmer Madroñero y Yule Anzueta, si bien gozan de medidas de protección consistentes en vehículos y escoltas, estas se tornan insuficientes para garantizar sus vidas en territorio, cumpliendo con sus funciones como líderes sociales y políticos integrantes de Marcha Patriótica.

Cabe resaltar qué en los municipios de San Miguel, Putumayo, de donde reiteradamente han salido versiones conducentes a que efectivamente hay un plan para atentar contra Quintero, Madroñero y Anzueta, operan varios grupos armado ilegales como disidencias de las Farc, grupos conocidos genéricamente como “La Mafia” y grupos herederos del paramilitarismo posterior al proceso de negociación de las AUC en 2005.

Los presuntos planes para atentar contra la vida de estos líderes ocurren justamente después de que La Red de DDHH denunciara la ocurrencia del homicidio de líder político y social, defensor de DDHH Marcos Rivadeneira integrante de Congreso de Los Pueblos y del Coordinador Nacional Agrario CNA, ocurrido el 19 de marzo de 2020.

Hasta el momento las autoridades ni civiles como militares se han pronunciado sobre los hechos y las medidas adoptar para garantizarle la vida a los tres miembros de la Red de DD:HH y de los MEROS (Mesa Regional de Organizaciones Sociales del Putumayo)

Google