Sector minero energético y actores sociales pasaron de tensión a diálogo en el Putumayo

Con Diálogo, participación propositiva y respeto a la diferencia, se finalizó en Putumayo, la hoja de ruta  2018 de la estrategia de Relacionamiento Territorial Todos Cabemos, que en esta oportunidad determinó su plan de trabajo para la vigencia del próximo año.

Para finalizar el ciclo de actividades 2018, de la estrategia de relacionamiento  territorial “Todos Cabemos” se determinó el trabajo a desarrollar a favor de las nuevas generaciones, empresas del sector y el entorno en el departamento de Putumayo.

Alrededor de 4 ejes, se  formuló el plan de acción para el próximo año, el cual pretende dar significado, esencia y sano relacionamiento entre empresas petroleras y ciudadanía en el territorio en materia ambiental, ordenamiento territorial, participación ciudadana y fortalecimiento a actividades productivas. Estos  ejes  profundizan  en solucionar tensiones y fisuras existentes que se presentan  en el desarrollo de operaciones del sector minero energético, además  comprenden las necesidades, y aspiraciones para realizar espacios de relacionamiento consecuentes y conocedores de las dinámicas de la región y sus pobladores

Al tiempo Irma Moreno, líder de la estrategia en Putumayo y funcionarios de otras entidades indicaron “que ejercicios de diálogo abierto y bajo el respeto, siempre permitirán construir de mejor manera el territorio, realizando la transición de la crítica negativa a la acción propositiva”.

Durante 5 meses en Putumayo, se adelantaron mesas de trabajo y Diálogo Territorial, para reconstruir percepción positiva local del sector minero energético, fortalecer confianza  entre las partes,y modificar percepciones erróneas de la industria y construir sobre lo construido.

Así lo afirma  Elvira Solarte, participante de la estrategia y líder de  Piñuña Blanco, quien sostiene “el ingreso del  sector minero-energético a mi territorio fue complejo, era de las opositoras férreas.  Hoy puedo  sostener que gracias a las jornadas, talleres  y mesas de trabajo ha construido una visión  diferente del sector minero energético y del Estado. Reitera que la estrategia Todos Cabemos  trabaja desde  las bases, en especial la poblacion campesina y tiene en cuenta el sentir y querer de las comunidades…”

Las mesas de diálogo y trabajo contaron con la participación de 50 personas, entre ellos delegados de la Mesa Cofan, Asojuntas, Alianza de Mujeres Tejedoras de Vida, Amerisur, Asopreverde, organizaciones de víctimas de Puerto Asís, entidades del Estado, y un grupo impulsor, con quienes se construyó un análisis real del contexto minero energético, retos y desafíos que tienen la industria con las comunidades y el entorno, como también los roles a desempeñar  en la construcción de Paz.

La última jornada del año,  fue en Puerto Asís – Putumayo, dónde se  escuchó la buena voluntad de la sociedad civil y organizaciones participantes  en sostener espacios de diálogo constructivos, respetuosos y democráticos  que promuevan el enfoque diferencial y las características propias de la región.Se destaca la participación del grupo impulsor en encuentros nacionales de la estrategia de relacionamiento Territorial: Todos Cabemos, es una iniciativa orientada por el Ministerio de Minas y Energía que busca generar espacios de diálogo con  hombres y mujeres  líderes para la construcción de una agenda en común que logre relaciones propositivas y responsables  con  el entorno y el desarrollo sostenible  de la región.

Es de  recordar que, Todos Cabemos es  una iniciativa de relacionamiento territorial en la que líderes, organizaciones sociales, comunidades, empresas minero-energéticas y el Estado; se encuentran, debaten y llegan a acuerdos con relación al tema minero energético en Colombia.

La estrategia es posible gracias a la alianza entre el Ministerio de Minas y Energía, la Fundación Paz y Reconciliación y la RedProdepaz.

C.M.I:


Share This Post