¡Te regalo un árbol! ¿lo siembras?


Si quieres ser participe activ@ de esta campaña te invitamos a que diligencies el sencillo formato que aparace en este enlace

Dice el adagio popular que en la vida hay que hacer tres cosas: tener un hijo, escribir un libro y sembrar un árbol, frente a las dos primeras no puedo ayudar mucho, pero en cuanto a la tercera si. Estamos promoviendo una campaña que busca que en este año sembremos, adoptemos y cuidemos 10.000 árboles de especies nativas en el Putumayo.

La idea es que los sembremos a través de mingas en parques, andenes, riveras de los ríos, bordes de carreteras, etc. de tal manera que hagamos de nuestros espacios públicos escenarios permanentes de exposición de flora nativa y de paso obtengamos los siguientes beneficios:

1. Absorber el bióxido de carbono que contamina la atmósfera. A través de la fotosíntesis que realizan las hojas, las superficies verdes atrapan el bióxido de carbono de la atmósfera y lo convierten en oxígeno puro. Además atrapan partículas contaminantes que de otra manera estarían en el ambiente o en los pulmones.

2. Anclar el suelo con sus raíces. Lo anterior evita deslaves y avalanchas de lodo en terrenos con pendientes pronunciadas y retiene uno de los recursos más valiosos: el suelo.

3. Amortiguar la lluvia. Las frondas (conjunto de ramas y hojas que forman espesura) y las superficies con hojas son flexibles, por lo que aminoran el golpe de la lluvia, lo que permite frenarla y encauzarla para que se deslice más suavemente por el suelo.
Además, al amortiguar el impacto de la lluvia, se controla la erosión y se protege el suelo superficial. Cuando el agua de lluvia es retenida, se favorece su lenta infiltración al subsuelo, lo cual enriquece la formación de los mantos freáticos (agua subterránea).

4. Filtrar el viento. Las copas filtran polvos, cenizas, humos, esporas y demás impurezas que arrastra el viento.

5. Disminuir el ruido. El tejido vegetal amortigua las ondas sonoras en carreteras, calles, parques y zonas industriales. Las cortinas de árboles disminuyen el ruido hasta diez decibeles.

6. Regular el clima. A nivel global, los bosques reducen el calentamiento de la atmósfera y regulan el clima de la Tierra. En las ciudades, la pérdida de superficies verdes eleva la temperatura y la evaporación del suelo y altera la presión atmosférica.

7. Mejorar la Salud. Algunos de los beneficios a la salud son evidentes, como la disminución de las enfermedades respiratorias debido a que mejoran la calidad del aire; de igual forma, algunos estudios indican que reducen el estrés, entre otros beneficios, pues contribuyen a crear un ambiente placentero y relajante.

8. Mantener las cadenas alimenticias. Dado que la mayoría de los árboles tienen frutos o bayas que sirven de alimento a las aves, los mamíferos e insectos.

Si quieres ser participe activ@ de esta campaña te invitamos a que diligencies el sencillo formato que aparace en este enlace.


Share This Post