Siete años en búsqueda de un país de lectores

Por: Colprensa

Con cerca de 179 bibliotecas entregadas en poblaciones vulnerables, más de 17 millones de libros distribuidos y 1444 bibliotecas actualizadas con libros, tecnología, 32 mil libros digitalizados y formación de bibliotecarios, son algunos de los resultados que presenta el Ministerio de Cultura en los siete años de ‘Leer es mi cuento’, el Plan Nacional de lectura y escritura, con el cual se busca que Colombia sea un país lector.

La idea es incrementar el promedio anual de libros leídos por los colombianos de 1,9 a 3,2, una meta que, de acuerdo con la última encuesta de Consumo Cultural del DANE, se cumplió en los niños entre los 5 y 11 años, quienes hoy en día leen 3,2 libros al año.

Es en esta población en la que el Ministerio de Cultura enfoca especialmente sus acciones con la convicción de que es en la primera infancia donde se adquiere el hábito de la lectura, dotando las principales bibliotecas del país y hogares de escasos recursos.

Las acciones iniciaron con la construcción y rehabilitación de bibliotecas públicas, el aumento de la oferta y acceso al libro, impreso y digital, hasta la formación de bibliotecarios en promoción de lectura y apropiación de uso de tecnologías. Para ello, se ha destinado el 37 % del presupuesto del Ministerio de Cultura a este Plan Nacional de Lectura.

“La lectura ha sido nuestro eje central. Una persona que lee se abre a un mundo de posibilidades y conocimientos. No hay una manera más equilibrada y equitativa para reducir las brechas y generar inclusión, que a través de los libros. La lectura hace mejores seres humanos y ciudadanos más felices, esto es algo fundamental para un país que le apuesta con todas sus fuerzas a la consolidación de la paz”, aseguró la ministra de Cultura, Mariana Garcés.

LECTURA Y PAZ

A la fecha, dentro de ‘Leer es mi cuento’, se han entregado 179 bibliotecas, nuevas o rehabilitadas, en los lugares afectados por el conflicto armado, así como lugares pobres o apartados del país. De ellas, tres fueron construidas en zonas de desminado, como en el corregimiento de Pueblo Nuevo y la vereda El Orejón, en el municipio de Briceño (Antioquia), y, otra, en el municipio de Mesetas, en la vereda Santa Helena (Meta).

Estas cuentan con un sistema alternativo de construcción, en contenedores, debido a que en estos lugares el acceso es difícil o no se cuenta con predios para la construcción de estas infraestructuras, e incluyen salas de lectura, ludotecas y salas de informática.

En lugares como Pueblo Nuevo, por ejemplo, más de 110 familias se han beneficiado con esta biblioteca. Así, los estudiantes no tienen que recorrer largas distancias para hacer sus tareas y además puede leer en sus ratos libres.

También se adquirieron, por un valor de dos millones de dólares, 20 bibliotecas públicas móviles que fueron instaladas en las zonas veredales y puntos transitorios de normalización con las FARC, en el marco del proceso de implementación de los acuerdos de paz. Estos espacios beneficiaron tanto a los ex combatientes como a las comunidades que los recibieron en los departamentos de Antioquia, Arauca, Caquetá, Cauca, Cesar, Chocó, Córdoba, Guaviare, La Guajira, Meta, Nariño, Putumayo y Tolima.

Para el inicio de su funcionamiento, fueron asistidas por 20 de los mejores bibliotecarios del país, entre los cuales se encuentran los ganadores del Premio Nacional de Bibliotecas 2016 y 2014, Lucely Narváez y Gloria Nupán, quienes han llevado libros a lugares en los que antes reinaba la violencia.

“Este es un gran sueño como campesina, tener una biblioteca móvil en las regiones. Es preferible ver pasar un hombre con libros, que un hombre armado”, dijo Gloria Nupán, quien pasó de administrar la biblioteca de La Hormiga, con dos estantes de 100 libros, a una que cuenta ya con 5000 títulos.

En alianza con el Gobierno del Japón, el Ministerio ha construido, desde el año 2010, 31 bibliotecas y en este 2017 se realizará la entrega de seis más en los municipios de Aranzazu (Caldas), San Juan del Cesar (La Guajira), Fundación (Magdalena), Zarzal y Bolívar (Valle del Cauca) y Purísima de la Concepción (Córdoba).

LECTURA A LA CALLE

Para 2010, la circulación de libros en espacios públicos para estimular la lectura era de ocho millones. A la fecha, se han producido y entregado 17,6 millones de libros, mientras que la meta para el próximo año la meta es haber entregado más de 20 millones libros.

Dentro de estos libros, se encuentran los 22 títulos de la serie ‘Leer es mi cuento’, los cuales han sido distribuidos a través de la Red Nacional de Bibliotecas Públicas, en los hogares del Instituto Colombiano de Bienestar Familiar y en las viviendas gratuitas que ha entregado el Gobierno en los últimos años. También se han adquirido casi tres millones de ejemplares para la primera infancia.

Además, el Ministerio ha desarrollado contenidos digitales como Maguaré y MaguaRED, dos plataformas digitales de cultura y primera infancia. Asimismo, ha digitalizado y producido un total de 32.798 libros con contenidos de calidad como por ejemplo, ‘Historia de Colombia y sus oligarquías’, producción digital que tiene más de 600 mil visitas a menos de un año de su publicación y los 65 títulos de la ‘Biblioteca Básica de Cultura Colombiana’.

ENTRE DONACIONES

También se logró una donación histórica de recursos para la Red de Bibliotecas públicas con la Fundación Bill y Melinda Gates. Con más de 15 millones de dólares de la Fundación y más de 21 millones de dólares del MinCultura se dotaron 1261 bibliotecas con tecnología complementaria, entre tabletas, pantallas informadoras y proyectores, junto a la formación de 1510 bibliotecarios en apropiación de uso de tecnologías.

Otro de los retos ha sido conectar a las bibliotecas de manera eficiente a internet y con acceso gratis para sus usuarios. Para 2010 la Red Nacional de Bibliotecas Públicas no contaba con el servicio de conectividad. A partir del 2012 se inicia con ese beneficio en seis bibliotecas públicas y en 2014 se logró conectar 1155. Para el 2018 se garantizará la conectividad del 85 % de las 1484 bibliotecas públicas adscritas a la red.

Desde el 2014 se creó el Premio Nacional de Bibliotecas Públicas Daniel Samper Ortega. Al galardón se han postulado más de 600 bibliotecas públicas. El premio ha sido otorgado a las Bibliotecas Públicas de La Hormiga (Putumayo), San Vicente del Caguán (Caquetá) y Samaniego (Nariño). Además los bibliotecarios ganadores se han beneficiado con programas de pasantías en Redes de Bibliotecas Públicas en Barcelona (España) y Santiago de Chile.

OTRAS ACCIONES

A través de ‘Leer es mi cuento’ se han implementado estrategias para fomentar la lectura con diferentes públicos como Promotores de Lectura Regionales, Tutores Departamentales, ‘Leer es mi cuento en vacaciones’, ‘Regalar un libro es mi cuento’, ‘Apégate a la lectura’ y ‘Lee más’.

También, con el proyecto Comunidad-es arte, biblioteca y cultura: escenarios para la paz, MinCultura ha atendido con promoción de lectura y dotación de libros a las comunidades afectadas por tragedias ambientales como la Ola invernal de 2010 – 2012 y la más reciente, en Mocoa.

En 2017, el Ministerio de Cultura, a través de la Biblioteca Nacional, gestionó los recursos y está liderando la mesa técnica para la realización de la primera Encuesta Nacional de Lectura del país, que llegará a cerca de 30.000, incluyendo zonas rurales y, por primera vez, preguntará a los colombianos sobre los hábitos de lectura con los niños de 0 a 4 años.

Para promover la lectura, así como la circulación del libro y sus autores se ha incentivado las ferias del libro nacionales y regionales, como la Feria Internacional de Libro de Bogotá, así como Ferias y Fiestas del Libro de Pasto, Bucaramanga, Manizales, Cúcuta, Medellín, Pereira, Cali y Montería, entre otras.

También impulsa la participación de Colombia en las Ferias del Libro o encuentros culturales a nivel internacional. En estos siete años, el país ha hecho presencia en certámenes como el Salón del Libro Infantil y Juvenil de Río de Janeiro (Brasil), fue invitado de honor de la 34 Feria Internacional del Libro de Oaxaca, en México y participó en la Feria del Libro de Frankfurt con ‘Libros para la paz’. Para 2016, con la participación de más de 30 escritores, llegó a la Feria del Libro de Lima como país invitado de honor en su la 21ª versión y este año, será el país invitado de honor de la Feria Internacional del Libro en Panamá.

Fuente : RadioNacional

Share This Post