Para destruir el Fin del Mundo

Por. John Montilla
Me atrevo a sugerir  un corto listado de algunos  “tips” para   ayudar a destruir ese paraíso regional de Mocoa (Colombia) llamado Fin del Mundo.
fin-del-mundo-new
1. Primero que todo, usted debe darse ínfulas de ecoturista, PERO con un sentido de profundo  desprecio por la  naturaleza y el medio ambiente.
2. Invite a un grupo de amigos que piensen y sientan como usted y se van en gallada a destruir cuanta naturaleza encuentren a su paso.
3. Entorpezca la vida silvestre e intente tomarle fotos a cuanto animal se le cruce por el camino.
4. Lleve todo el mecato y la merienda que pueda y deja tirando los restos en el agua o en el bosque.
5. Deje la basura  tirada allá que ella regresa sola para su casa.
6. Deje registro de su visita escribiendo su precioso nombre en las piedras, troncos y rocas con spray,  puñales o cualquier objeto corto punzante, pues eso hace más bello el lugar.

 

7. Si no lleva merienda, encienda una hoguera para preparar su sancocho, para lo cual agarre cuanto madero encuentre por ahí y luego deje encendido el fuego.

8. Publique las fotos de sus “hazañas” destructivas en las redes sociales para que otros sigan su ejemplo.
9. Llévese para su casa elementos propios del lugar como recuerdo tales como hojas, piedras o pequeñas rocas con forma que le parezcan atractiva y que le sirvan para trancar las puertas.
10. Dígale a los extranjeros que hagan lo mismo que usted hace, que no se molesten con minucias ecológicas que el sitio no  se acaba nunca. Si ellos no hablan español demuéstreles con un ejemplo como es que hacen acá las cosas.
11. Emborráchese si tiene fuerzas para caminar de regreso y para que no tenga que cargar nada, deje tirando todo allá, y quiebre las botellas, o deje las latas tiradas donde se pegó la rasca.
12. Agarre todos los especímenes de fauna y flora que les parezcan bonitos y se los lleva para que se mueran en su casa. No olvidar tomar las fotos de rigor.
13. Destruya los senderos ecológicos, al fin y al cabo usted paga para que arreglen.
14. Sea descortés con la gente lugareña, no les compre nada  y no le haga caso a los guías y promotores turísticos acreditados.

15. Y por último vuelva cada fin de semana.

Si usted sigue al pie de la letra estas indicaciones y otras que se sepa; esté seguro que en menos tiempo del que se imagina este paraíso desaparecerá gracias a su generosa  y dañina colaboración

John Montilla
Esp. Procesos lectoescritores.
Fotografías: Internet y  facebook. Jesus Salvador y Janneth Huaca
http://jmontideas.blogspot.com.co/2016/12/para-destruir-el-fin-del-mundo.html

Comentarios en Facebook

Comentarios

Powered by Facebook Comments

Debe ingresar para enviar un comentario Ingresar