Recomendaciones del GAULA para contrarrestar llamadas extorsivas

llamadas  extorsivas 1La policía Nacional a través del grupo de acción unificada para la libertad personal (GAULA), realiza una serie de campañas enfocadas a combatir las llamadas extorsivas de tipo carcelario en el Departamento del Putumayo.

Varias son las llamadas que la comunidad del Putumayo ha recibido en estos últimos días a través de celular o teléfonos fijos en los cuales personas manifiestan ser integrantes de grupos al margen de la ley y que supuestamente necesitan medicamentos de difícil consecución.

Después de que Las víctimas han sido contactadas por estos delincuentes, nuevamente reciben otras llamadas y le comentan que el medicamento no hay y que en el Putumayo es muy escaso, es cuando inicia la extorsión debido a que piden en lugar de los medicamentos se les consigne dinero en efectivo para ellos adquirir dichos medicamento.

Los afectados al escuchar que piden unas sumas altas de dinero se niegan a depositar o consignar el valor que piden, es ahí cuando las personas contactadas son víctimas de serias amenazas donde les amenazan con atentar contra la persona que contesta el teléfono y sus familiares y en el peor de los casos tienen que abandonar la ciudad.

Según datos entregados por el Grupo de Antiextorsión y Secuestro (GAULA) las denuncias recibidas por ciudadanos que han sido víctimas de estas las llamadas, en lo corrido del presente año ya sean registrado (20) llamadas de extorsiones, y en el año anterior fueron (50) llamadas denunciadas por la comunidad.

El jefe del Gaula Putumayo, señor Capitán WILLIAM FABIÁN GUZMÁN PATIÑO, da a conocer a la ciudadanía que las llamadas carcelarias extorsivas se están registrando por medios técnicos, móviles celulares, que las realizan delincuentes desde diferentes cárceles del país, especialmente desde el Establecimiento Penitenciario y Carcelario Picaleña de Ibagué (Tolima).

Es importante que la comunidad conozca que este tipo de delincuentes operan mediante registro de directorio telefónico del Putumayo, en el que aparece dirección, teléfono y propietario de la línea, además las llamadas las hacen al azar, estos bandidos que extorsionan desde las cárceles inician con exigir municiones, uniformes, explosivos o inyecciones de nombre Glucantine (medicamento para el tratamiento contra la leishmaniasis), que su costo supera hasta los (700) mil pesos, “Ya que el medicamento es de uso de hospitales de quinto nivel y no son fáciles de conseguir, supuestamente consignan la plata a unos doctores que ellos mismos ponen y así les hace llegar el dinero a ellos”.

De esta manera el grupo Gaula ha puesto en marcha desde el año pasado contundentes acciones enmarcadas en la campaña “Yo no pago, yo denuncio” dirigidas a comerciantes, empresas de transportes, terminales, plazas de mercado, sector político, empresarial, salud, estudiantes, sector petrolero, agropecuario, ganadero, turistas y comunidad en general, de igual manera a través de los medios de comunicación se trasmiten mensajes a diario donde se dan a conocer las líneas gratuitas de atención como son el 165 y 123, con servicio las 24 horas del día desde telefonía celular o fija totalmente gratis, con mensajes donde se invita al ciudadano para que no sean víctimas del flagelo de la microextorsión en esta región.

Uno de los delitos más comunes en el País y que mueve millonarias sumas de dinero a diario es la extorsión, una práctica delictiva que además de generar pánico entre las víctimas se convierte en una de las principales fuentes de recursos económicos para la delincuencia común, que en las calles, o incluso al interior de las cárceles se lucran intimidando a las personas, exigiendo patrimonios a cambio de no atentar contra sus vidas o infraestructuras, cuando se trata de empresas.

En ese sentido, las autoridades recomiendan que eviten revelar su información personal en sitios que pueda ser aprovechada por los delincuentes para perpetrar este tipo de delitos, así mismo en las redes sociales, tendencia actual de la cual los maleantes se surten de información para perpetrar fácilmente sus cometidos.

  • No realizar consignaciones y giros esta es una característica de la extorsión, a raíz de la facilidad existente para realizar estas transacciones, pues una infinidad de firmas prestan el servicio a nivel nacional.
  • Antes de realizar cualquier procedimiento, es recomendable que reciba asesoría comunicándose de inmediato a las líneas 123 y 165 del Gaula.
  • Denuncien de manera inmediata si son víctimas de estos casos.
  • Conozca bien a sus empleados si usted es propietario o administrador de alguna empresa, incluyendo las empleadas de servicio.
  • Es importante mantener la calma, escuchar cuidadosamente y no comprometerse en nada hasta cuando de aviso a las autoridades, quienes los instruirán sobre los pasos a seguir; teniendo siempre en cuenta el registro de la hora, fecha y duración de la misma, lo cual será fundamental al momento de resolver la situación.
  • Cuando se reciba una llamada extorsiva, no hay que actuar de inmediato, confíen en la Policía Nacional y en que trabajamos para el bienestar de los ciudadanos pero con la colaboración de los mismos”.

Comentarios en Facebook

Comentarios

Powered by Facebook Comments

2 Respuestas a "Recomendaciones del GAULA para contrarrestar llamadas extorsivas"

Debe ingresar para enviar un comentario Ingresar