A manera de presentación – Hoja volante

A partir de éste mes se comenzará a editar “Hoja volante”, publicación virtual que se une a otros esfuerzos que buscan contribuir a formar en los mocoanos y putumayenses una actitud crítica sensata y responsable.

Varios fueron los nombres barajados, entre ellos “Horizontes”, “Utopías” y “Paradigmas”, finalmente, en atención a la aspiración de lograr un sistema ágil de multiplicación y distribución opté por escoger el de “Hoja volante”. Es una hoja de papel suelta que busca llegar a todos los estratos sociales.

Su contenido puede variar entre la crítica y la aceptación o ponderación de situaciones o hechos que afectan nuestra cotidianidad. “Hoja volante” no pretende ser o constituirse en una verdad absoluta, acabada, se trata simplemente de presentar una opinión, como la de cualquier conciudadano, y como tal, está sujeta a la crítica, análisis y discusión seria. En ocasiones se podrán presentar ideas o propuestas en las que se coincidirá con sus lectores, en otras no. En últimas, será un punto de partida para suscitar la discusión convencido de que en la variedad esta la riqueza y en la discusión el germen del desarrollo.

Los modelos o esquemas de los medios de comunicación santificados y el manejo cerrado que se la ha dado a la prensa, radio y televisión en nuestro medio, obligan a crear espacios alternativos que ofrezcan la posibilidad de presentar otras visiones o maneras de ver, interpretar y comprender la realidad conservando la autonomía propia del librepensador que no responde a los determinismos ni a las ataduras a las que está sujeta la “prensa cautiva”.

Sin caer en el “populismo”, o en el “oficialismo”, sin distingos de ninguna naturaleza, tratará siempre de estar del lado de la búsqueda de la verdad, la igualdad y el bienestar social de nuestros coterráneos, procurando de ser objetivo, franco y honesto para no caer en el periodismo “amarillista” que tanto daño le ha causado a nuestras gentes suscitando odio, rencor, resentimiento, y sobre todo, auspiciando el profundo crecimiento de raíces de amargura que impiden lograr consensos necesarios para el buen gobierno, la paz, la convivencia y el desarrollo.

Confío que la desintoxicación informativa lograda en la distancia, me permita salir adelante con éste proyecto solitario, casi quijotesco, para aportarle, con identidad y pertenencia, a la tierra que me vio nacer en la construcción de localidad, municipio, departamento, región y país.

Jaime Armando Erazo Villota
Buenos Aires, 1 de enero de 2011 Volumen I, No. 01

Comentarios en Facebook

Comentarios

Powered by Facebook Comments

Debe ingresar para enviar un comentario Ingresar