Un ángel en el camino

Frente a la planta eléctrica del pueblo que alimenta la energía de Puerto Leguízamo, putumayo, nació el pequeño bebé de la señora Melvy Manuyama Rodríguez, una habitante de 28 años de edad que venía caminando en la madrugada tratando de llegar al Hospital para tener su bebé logro caminar 6 cuadras, pero no logró alcanzar y como ella lo asegura, un ángel de la guarda se atravesó en su camino.

Ese ángel al que ella se refiere, es el Infante de Marina Profesional Alberto Schamalbach Bolaños, quien presta sus servicios a la Armada Nacional desde hace 4 años, actualmente el encargado del Grupo antiexplosivos de la Fuerza Naval del Sur y quien mientras prestaba su servicio de patrulla, auxilió a Melvy durante su trabajo de parto.

Como el mismo comenta: nunca imaginó recibir el primer suspiro de vida del pequeño Alberto, a quien su madre en agradecimiento pondrá el nombre de su benefactor.

El pequeño Alberto, que tiene dos hermanas, una de 7 y otra de 9 años, cuando crezca podrá contar, que en una calle de Puerto Leguízamo, un héroe con el orgullo de pertenecer a la Armada Nacional, lo ayudó a nacer.

SNA


Share This Post